CPI (Curioso pero inútil)

En directo en la Red desde 11111010100

[Libro] Un día de cólera (2007-39)


Título: Un día de cólera
Autor: Arturo Pérez-Reverte
Tema: Historia, documental
Editorial: Alfaguara
Páginas: 401
ISBN: 978-84-204-7280-5
Idioma: Español

Ya saben que cuando Reverte saca libro me podrán encontrar entre los primeros de la fila, con los codos afilados por si alguien pretende colarse y llevarse el libro antes que yo.

Un día de cólera habla del Dos de Mayo. De lo que ocurrió ese día y el siguiente en las calles de Madrid. No habla de la guerra de la independencia ni de las motivaciones sociogeopolíticas de la ocupación francesa en España. Habla de la calle y de la gente que ese día salió a batirse.

El libro es, en mi humilde opinión, un gigantesco homenaje que Reverte hace a los que ese día perdieron la vida luchando por, digámoslo con suavidad, el rey más hijo de puta, cobarde y traidor de todos los que nos han tocado en suerte. Así éramos, y no sé si así somos. Vivan las caenas y todo eso. En la guerra de la Independencia Fernando VII, en Bayona, felicitaba a Napoleón por cada victoria francesa contra su gente, los españoles. En fin…

No estamos ante una novela al uso. Es un relato que describe fielmente, reconstruyéndolos a partir de muchísimos documentos, los ires y venires de unos cuantos centenares de madrileños, con nombre y apellidos, que aquel día salieron a la calle a matar franceses, cada cual por sus motivos. El autor sólo se permite la licencia novelística de plasmar los hipotéticos pensamientos y diálogos de los protagonistas, pues su acciones tuvieron realmente lugar.

El libro me ha dejado hecho polvo. Tanto por la historia de quienes murieron como por los fusilamientos indiscriminados de esa tarde y esa noche y esa madrugada y a la mañana siguiente. Por la suprema cobardía de los militares y políticos, que dejaron a los franceses masacrar a la población civil una vez que la revuelta hubo acabado. Por el rey en cuyo nombre todos se batieron y que no merecía ni la centésima parte de la sangre y el sufrimiento que a él se dedicó. ¿Quieren honor, valor, sacrificio y orgullo en la batalla? Aquí no lo encontrarán. La impresionante historia de los capitanes de artillería Daoíz y Velarde, únicos militares junto a un teniente y un alférez que participaron en la rebelión, que con unos paisanos con navajas y escopetas de caza, y quince soldados entre artilleros y voluntarios fueron capaces de hacerles quinientas bajas y más de doscientos prisioneros a los franceses, defendiendo el cuartel de Monteleón, queda luego empañada por la cantidad de gente cuya muerte vemos descrita, apenas una línea en la novela, y fuera para siempre de nuestra vista. Y por el abandono que sufrieron ellos: El jefe de Daoíz y Velarde escribió una carta a Murat, el general al mando de la ocupación francesa en España, diciendo que él no había tenido nada que ver con los locos esos, y que a él que lo registraran porque era inocente. Sus cartas siguieron chaqueteando hasta que cuatro años después terminaba sus misivas hablando de los héroes Daoíz y Velarde. Cobardón.

La guerra, la sangre y la batalla son una mierda. Queda clarísimo lo que piensa Reverte. Hay personajes que hacen su aparición en una página, jóvenes, con brillo en los ojos, con un negocio, una mujer e hijos, con planes de futuro, dispuestos a hacer que los franceses les dejen de humillar. Pocas líneas después, una bala francesa los borra del mapa y del libro, donde en apenas unas líneas Reverte les dedica toda la atención que puede darles, habiendo tantos como ellos. Ya está. Se acabó. Manolo Pérez, chispero de Lavapiés, murió de un balazo al salir de su casa con la navaja lista. Adiós, Manolo. No pudiste hacer nada. El libro y la Historia siguen sin ti. Reverte menciona a muchos cientos de personas, nombre y apellidos, describiendo qué hicieron, dónde lucharon y, en su grandísima mayoría, dónde murieron. Cuánta sangre, pordiós, cuánta sangre. Cuando ya llevamos más de trescientos muertos y vemos que aún quedan cien páginas, que incluyen los fusilamientos de Príncipe Pío, el alma se nos cae a los pies ¡Cuánto sufrimiento!

Reverte es mi favorito. No soy objetivo al comentar sus libros, ya lo saben. En éste, con precisión y bisturí de cirujano históirico, vemos a España en estado puro, con lo bueno y lo malo, con muy pocas palabras más de las necesarias para describir cómo éramos y cómo nos dieron por saco unos y otros. Reverte se ha lucido, en mi humilde opinión.

Mi nota: Imprescindible para conocer mejor este capítulo (esta nota al pie) de nuestra Historia.

Les recomiendo absolutamente esta larga entrevista que Reverte concede a El País.

38 comentarios en “[Libro] Un día de cólera (2007-39)

  • Luis dice:

    He aquí un comentario de historia-ficción con el que pretendo ser un poco provocativo, pero que conste que no lo hago con mala leche ni con ganas de incordiar. Simplemente voy a pensar en voz alta sobre lo que pudo haber sido y no fue.

    Una de mis escenas favoritas de La Vida de Brian es cuando el Frente de Liberación de Judea está discutiendo por qué quieren enfrentarse a los romanos, y al final dicen:

    JOHN CLEESE: Pero si no contamos ni el sistema de alcantarillado, ni la medicina, ni la educación, ni el vino, ni el orden público, ni el sistema de irrigación, ni las carreteras ni los acueductos, ¿acaso han hecho los romanos algo por nosotros?

    ALGUIEN: También nos han traído la paz.

    Esto lo saco por una razón. Supongamos que no hubiera habido alzamientos en su día y que España hubiera acabado siendo absorbida por Francia. ¿Cuál sería nuestra situación hoy en día? Actualmente, Francia le da cien vueltas a España en casi cualquier aspecto social (economía, educación, sanidad, vivienda…), así que igual se podría justificar que el éxito de los alzamientos del 2 de mayo fue, a largo plazo, algo perjudicial para España.

    ¿Qué pensáis vosotros? Antes de que digáis nada, ya sé que el razonamiento que he propuesto depende de varias asunciones, como (a) que no hubiera otros alzamientos (b) que Francia absorbiera España al completo o al menos buena parte de ella (c) que no hubiera habido una secesión unos cuantos años después (d) que hubiera sido factible que las mejoras sociales de la “verdadera” Francia se hubieran extendido también a España (e) posiblemente algo más que también esté pasando por alto.

    Me ha salido un comentario algo largo al final. Mis disculpas por ello :)

  • Dubitador dice:

    Me parece justo tu comentario Luis.

    Despues de todo tal y como dice Remo que nos dice Reverte en ese libro, toda la energia que desplegó el pueblo de Madrid en esa jornada tuvo como referente a un monarca, incluso a una monarquia, que no lo merecia.

    En aquella epoca hubo tambien unas gentes que se declararon proclives al invasor, si no a Napoleon mismo, a lo que representaba y por ello fueron motejados despectivamente, y luego sañudamente perseguidos, como los afrancesados, pero no eran mas que los liberales del momento, o sea contrarios a la monarquia absolutista.

    Sin embargo el Napoleon que invadio España ya no era aquel hijo y culmen de la Revolucion Francesa, si no mas bien un autocrata decidido a crear una nueva dinastia real, aunque su hermano Jose Bonaparte, al parecer, tenia ideas propias a cerca de que era ser un rey, mas la reaccion absolutista que le marco con el mote de Pepe Botella, liderara principalmente por la iglesia de aquel entonces, no le permitio materializar las inmejorables intencines que al parecer portaba.

    De este y otros episodios de la Historia de España cabe concluir que en los momentos de crisis surgieron grandes personalidades y energias colectivas que los dirigentes de muchas epocas malbarataron miserablemente.

  • meneame.net dice:

    Un día de cólera, el último libro de Pérez-Reverte…

    Una interesante reseña sobre el último libro de Pérez-Reverte: "Un día de cólera habla del Dos de Mayo. De lo que ocurrió ese día y el siguiente en las calles de Madrid. No habla de la guerra de la independencia ni de las motivaciones socio…

  • Optimus Prime dice:

    Respecto del comentario de Luis, he de decir que no estoy de acuerdo en su apreciación de Francia y España. Para bien o mal somos lo que somos y tenemos lo que merecemos y hemos sido capaces de juntos sortear muchísimas dificultades para en la actualidad pese a la crispación actual ser un pais top-10 y muy muy cerca de Francia.

    El pasado es irreversible y nadie sabe qué pasaría si tal y cual………………….

    Ya quisieran los franceses tener tortilla, jamón, tenistas, españolas y nuestra manera de vivir la vida. No les debemos nada, no necesitamos nada de ellos y nos “putean” hasta en el Mundial de Fútbol. Trabajando les damos mil vueltas, son de los pocos que hablan peor inglés que los españoles y ultimamente están todo el día de huelga. (Trabajo para ellos y conozco el pelaje). LIBERTÉ, EGALITÉ FRATERNITÉ no se puede vivir del pasado

    El libro lo llevo a medias y me está costando.

  • Quest dice:

    Precisamente este domingo Reverte narra en su columna del XlSemanal un episodio de aquel día: Dejaron salir a taitantos presos de la Cárcel Real (creo que se llamaba asi, pero no lo recuerdo exactamente)de Madrid con la palabra de volver cuando hubieran acabado “la faena”. Pues bien, todos, salvo uno, volvieron despues de pasar a cuchillo a los franceses. El texto aun no está disponible en la edicion digital del XlSemanal, pero sin duda, es totalmente recomendable.

    Luis ¿Y si Anibal hubiera logrado cruzar los Alpes y le hubiera dado al imperio romano las del pulpo…? ¿y si el invierno no hubiera hecho retroceder a Napoleón primero y a Hitler despues en Rusia?¿Y si hubieran ganado los republicanos? ¿Cómo sería Europa hoy en dia?, ¿Cómo sería España?¿Cómo seríamos nosotros? Con estas preguntas tan solo quiero decir que, si nos fijamos tan solo en los “Y si…”, perderemos de vista los hechos objetivos que ocurrieron en la época y pasaremos a juzgarlos. Creo que no es nada recomendable juzgar hechos ya pasados, ello solo lleva a a los prejuicios de los hechos actuales.

    Uf, menudo rollazo me ha quedado, para ser la primera vez que comento…
    Saludos.

  • Quest dice:

    He aqui, el artículo de hoy de Reverte en el XlSemanal, donde narra el episodio que os decía de la Cárcel Real (al final si que era ese el nombre) de Madrid del 2 de mayo de 1808.

    Link

  • Syngamus dice:

    Buenas tardes,
    hace más de cien años otro escritor, Pérez Galdós, ya noveló, una de las mayores defensas épicas de nuestra historia reciente, y desde luego la mayor frente al ejército napoleónico.

    La lectura de este libro pone la carne de gallina cuando has paseado por las calles en las que se ambienta. Y para muestra de lo que allí se relata, un botón:

    “En los gloriosos anales del imperio [napoleónico] se encuentran muchos partes como este: «Hemos entrado en Spandau; mañana estaremos en Berlín». Lo que aún no se había escrito era lo siguiente: «Después de dos días y dos noches de combate hemos tomado la casa número 1 de la calle de Pabostre. Ignoramos cuándo se podrá tomar el número 2»”.

    Desgraciadamente, poca gente ha leído “Zaragoza”, uno de los Episodios Nacionales.

  • lolito dice:

    Lo peor de la invasión napoleónica, fue que dejó fuera de juego a los “afrancesados”.
    En el siglo XVIII en España había un proceso de ilustración en marcha, recordemos, por ejemplo, a Jovellanos, las Sociedades Económicas de Amigos del País, todos los proyectos renovadores alentados por Carlos III, las reformas universitarias de Olavide, etc, etc.
    Toda esta savia nueva tuvo que abandonar España al final de la guerra de la Independencia, pues eran considerados traidores.

  • JORU dice:

    Remo, te digo de buena gana que me das envidia por leer tantos y tantos libros y enciama hacer reseñas en esta web (por cierto, ¿web o blog personal?) Felicidades y das mucha envidia!
    LOL

  • Remo dice:

    JORU: Muchas gracias. Llámalo web, blog o página. O cuaderno de bitácora. O CPI :) Tampoco es muy personal porque somos muchos cientos los que nos pasamos por aquí a diario 😉

  • Ger dice:

    Yo lo dejaría en web.

    Por otro lado, tengo este libro en proyecto, espero poder leerlo pronto.

    Y estoy totalmente de acuerdo con Syngamus, leer Zaragoza de Pérez-Galdós te deja helado, y eso que yo no conozco Zaragoza… Es un libro no muy grande que le recomiendo a cualquiera.

  • Syngamus dice:

    Ger y otros amigos,
    Zaragoza es una ciudad que se halla muy marcada aún hoy, 200 años después, por aquellos hechos. Las principales calles, monumentos, celebraciones locales, folklore, etc. se refiere a aquella guerra de la Independencia. Más presente que guerras carlistas, civil, o cualquier otro hecho más cercano. Incluso en esa pequeña y subconsciente “tirria” (como decimos en Aragón a la manía) que profesamos hacia los franceses.
    Estoy de acuerdo en que Francia era un país muchísimo más avanzado e ilustrado que España. Y aquella guerra tuvo quizá efectos perjudiciales para España, que se quedó a partir de entonces irremediablemente atrasada frente a países como Inglaterra, Alemania, etc. Pero imponer algo, aunque sean buenos motivos, por la fuerza, nunca tendrá éxito.

  • Macluskey dice:

    ¡Quijotes!

    Somos todos unos quijotes, lo llevamos en la sangre.

    Durante ocho siglos, nos empeñamos en echar a “los infieles” al agua. “Infieles” que tenían, por decir poco, la más avanzada civilización de su época, en casi todos los índoles: económico, cultural, artístico… “Infieles” que, después de varios cientos de años, eran tan españoles o más que aquellos españoles que los querían echar.

    Y desde entonces, seguimos asín. Veamos:
    * La comida española es la mejor. Opinión que se tiene fundamentalmente por todos aquellos que no han salido nunca de España y por tanto, que no han probado lo que se come “por ahí fuera”… (Seguro que muchos me defenestrarán por esta afirmación, que yo mismo defendía con ardor, hasta que me dió por ir “por ahí fuera” y probar la comida de “por ahí fuera”).
    * El fúmbo español es el mejor. Para darse cuenta, no hay más que echar una ojeada a las clasificaciones de la Roja en Campeonatos de Lo-Que-Sea, o a las nacionalidades de las alineaciones titulares de los equipos favoritos de cada cual.
    * Las playas españolas son las mejores. …Bueno, esta afirmación se oye cada vez menos, desde que ir a Cancún una semana todo incluído es más barato que ir a Torremolinos en sólo-alojamiento…
    * Se me ocurren dos docenas más, que me ahorro en aras a no hacerme eterno.

    En fin, que esto es lo nuestro, y es lo que nos gusta, lo cual está bien, si no fuera porque lo que nos gusta es siempre lo anecdótico. De las cosas realmente importantes… Por ejemplo:
    * Medicinas?, como las suizas no hay nada.
    * Coches?, como los alemanes, nada de nada.
    * Ropa chula, pero chula, chula?: la italiana, claro.
    * Cava?: el francés, desde luego (aunque allí lo llame champagne, los muy incultos).
    * Software?, no te lo pienses, el americano.
    ……. etc etc; en resumen: ¡Que inventen ellos!

    Menos mal que, al menos ¡Siempre nos quedará la tortilla!!!

    Saludos

  • esKudo.es dice:

    Querido Luis:

    Seríamos la “Francia del Sur” y no podríamos colocar nuestros vinos en ninguna mesa.
    Sería complicado trabajar en “la Francia del Norte” y nos mirarían mal. Un peldaño más que los marroquíes en la escala social
    .
    Eso sí, el jamón habría entrado en Estados Unidos hace cien años.

  • josephk dice:

    Hola,

    Hoy hay una entrevista a P.Reverte en LV.

    No lo he leído todavía pero parece que Reverte opta por mostrar una realidad caleidoscópica más que por explicar una realidad compleja.

    Entre mostrar y explicar, prefiero lo primero en un escritor ya que la realidad, como bien sabéis, no se deja así como así. Por eso me encantó el Reverte de El Pintor de batallas y no me llena el de la Tabla de Flandes.

    Felicidades por la web. Estoy enganchado desde hace tiempo.

  • Iñaki dice:

    He leído el libro y estoy de acuerdo contigo en todo lo que dices sobre él y como a ti, me encanta Don Arturo y también me cuesta ser objetivo cuando lo leo. Por eso le voy a poner un pero y es que son tal la cantidad de nombres, profesiones y ocupaciones que describe, que a veces parece que estás leyendo una guía de teléfonos. Por otra parte, sabiendo el sentido de homenaje que ha querido darle a la novela, no había otra forma posible de hacerlo. Aun así, el libro merece la pena, ya lo creo.
    “Los españoles siempre hemos sido fieles súbditos de unos reyes que no lo merecían”
    Luis: Las posición que tenemos en Europa respecto a otros países, viene heredada de la II Guerra Mundial y de una dictadura, nada que ver con la ilustración. Aparte, la historia-ficción es imposible. Así como en la ciencia-ficción existen una serie de leyes fijas y conocidas, en la historia las variables son tantísimas que seguro nunca acertarías.

    Lamento el rollo…. Un saludo.

    PD. La portada del libro es bestial. Es un cuadro de muchísima fuerza. La cara del gabacho viéndose listo de papeles por la cachicuerna que le están metiendo por el costado, es increíble.

  • pi-r nodoiuna dice:

    Macluskey,tienes toda la razón. Existe esa leyenda negra sobre los gabachos (desde mi punto de vista basada en la envidia). El problema es que nuestra resistencia es enorme ante las invasiones al principio (desde los romanos hasta Napoleón pasando por el humanismo). Para muestra, hay que ver cómo pone el cantar del Cid al rey Alfonso:¡Sólo porque se le ocurrió introducir algunas reformas europeizantes que por aquí sentaron fatal!. Pero al final acabamos abrazndo esas ideas con inmenso fervor cuando ya están completamente pasadas de moda. (¿alguien más recuerda esas lecciones de historia que se titulaban algo así como “los movimientos nacionales del S.XIX”?)

  • Luis dice:

    Quest,

    reconozco que ponerse a pensar “¿y si…?” sobre hechos pasados no lleva a ninguna parte, pero eso no quiere decir que no podamos hacerlo. De hecho, en una página que se llame Curioso Pero Inútil es casi obligatorio hacerse este tipo de preguntas :)

    Yo sigo pensando que mi observación es válida. Lo normal es poner los alzamientos del 2 de mayo como un hecho histórico positivo que hay que celebrar. Sin embargo, ese juicio se basa en la asunción de que actualmente vivimos en una sociedad mejor que la alternativa que hubiera resultado si los alzamientos no hubieran tenido éxito. Pero ¿cómo sabemos si esto es cierto? Lo reconozco de nuevo, esta pregunta es historia-ficción y totalmente debatible, pero no hay razón para desestimarla así sin más.

  • ozelui dice:

    Anda, así que ya está a la venta? Yo pensaba que tardaría algún mes más. Curioso libro este de Reverte, poco de novela y mucho de libro de historia, algo atípico al menos sí que es, guste mas o menos.

    Saludos.

    Pd: un detalle, el libro viene con un desplegable del mapa de Madrid por aquellos años, por si esto termina de animar a alguien a comprarle.

  • Peter dice:

    Macluskey, está claro que considerar lo propio como mejor es una estupidez, pero considerar lo nuestro como lo peor tampoco es mucho más acertado.

    La comida española, por poner un ejemplo, es una de las mejores del mundo. Es variada, sana y equilibrada. Algo de lo que pocos países pueden presumir.

    A parte de eso, ojalá la gente fuese algo más abierta. Saldríamos ganando todos.

  • Macluskey dice:

    Sí, Peter. Estoy plenamente de acuerdo: la comida española TRADICIONAL es excelente, tanto en calidad, como por su equilibrio (de pizzas a domicilio, platos preparados, tigretones, nocillas, hamburguesas y demás, no hablo).
    Pero la comida de muchos sitios de “por ahí fuera”, también. La turca, por ejemplo. La griega. La rusa. La china, naturalmente (si exceptuamos los gusanos fritos y todo eso). La japonesa es la más sofisticada y sana del mundo. La vietnamita. La peruana, la alemana, la italiana, mamma mía. Por supuesto la francesa, si es que puedes pagarla, claro. (No, la inglesa, no, esa no, menos los postres).

    Lo que de verdad me fastidia es que seamos tan defensores de la comida, y el clima, y las playas españolas… y tan detractores de casi todo lo esapñol que implique tecnología, avance, investigación y desarrollo, capacidad industrial, etc, es decir, casi todo lo que genera ingresos de verdad.

    Está muy bien que Fernando Alonso sea el mejor piloto de F1, y estábamos colectivamente indignados porque el año pasado McLaren, un equipo inglés con sede en Inglaterra, patrón inglés y capital inglés, prefiriera que ganara un piloto inglés… y si lo pensamos, eso era lo lógico. Si hubiera (ja, ja) una escudería de F1 española, con motores españoles, capital español y tecnología española que, además fuera capaz de competir por el campeonato del mundo… (espera, que pare de jijearme), seríamos muy capaces de alegrarnos de que ganara un alemán o un chino, en vez de la nuestra, porque seguro que los de esa escudería española son unos creídos, unos imbéciles y unos cretinos, y no merecen ganar nada.

    No sé si me explico; no es que quiera crear polémica, pero, pensadlo un momento: ¿No es cierto que tenemos la tendencia a pensar que los artículos de manufactura española serán una chapuza, darán problemas, serán de mala calidad?
    Pero si son alemanes o americanos o japoneses… esos sí que son buenos, tienen calidad. Pensadlo un momento, y decidme
    ¿Tengo o no tengo razón?

  • mariano dice:

    Reconozco que Pérez Reverte no es, precisamente, uno de mis escritores favoritos, por eso me asombra esa capacidad que tiene para, en muchas ocasiones, poner el dedo en la llaga y sacar temas que acaban resultando de actualidad y debate aunque sean, supuestamente, novelas históricas o de aventuras. No sé si será su formación como periodista pero la verdad es que el tío lo borda.
    A mi la historia-ficción me entusiasma (muy posiblemente por mi trabajo) por eso me parece muy bueno el comentario de Luis (igual que cualquier otra posibilidad de modificación hipotética de la historia). Creo, de todas maneras, que no habría cambiado mucho la cosa sin el 2 de mayo (y posteriores guerrillas), teniendo en cuenta como le fue al final al bueno de Napoleón en el resto de Europa, igual en vez de afrancesados estaríamos algo más “anglicanizados”, pero poco más cambio tendríamos.
    Por cierto ¿alguien se acuerda de un cómic de hace la potra de años que se llamaba los guerrilleros? iba de la lucha contra los franceses, me parecía buenísimo y no lo encuentro publicado.

  • nozintusei dice:

    a ver si saco un ratito y puedo leerlo… algunos libros de Pérez-Reverte no me han gustado, pero éste me apetece leerlo.

  • Yo que me enganché tarde pero a tope a Pérez Reverte me llevé tremenda desilusión con el Pintor de Batallas que es un truño infumable, tremendamente aburrido y por supuesto previsible que se hace insoportable. En cambio quedé fascinada por Cabo Trafalgar y este que tu recomiendas se le parece por lo que cuentas, me encanta como es capaz de ponerte en el lugar de aquellos que allí lucharon y murieron por una España que no les merecia.
    Me lo pido para PapaNoe

  • fer dice:

    Pues, que quereis que os diga, respecto a Perez
    Reverte, es un escritor del que me gustan sus articulos y cuyos libros me parecen flojos, como casi todos los libros que pasan facil al cine, son puro entretenimiento, aunque cierto es, que el pintor de batallas muy en particular es un coñazo.
    Ahora bien, los articulos que escribe en el semanal, son para mi, una delicia con la que generalmente de divierto por su ironia y mala leche. Ahi si da un toque cada semana. Enlazando con el tema frances, chapeau. (sin circunflejo)

    Con respecto a los “y si”… lo de siempre, si mi abuela tuviese ruedas seria una bicicleta.

    Y para ir terminanando, cierto es que yo he viajado un poquito, y donde mejor he comido siempre es en mi casa lo de mi mami. Pero, bueno, a veces he encontrado cosas ricas por ahí fuera.
    Tecnologicamente no somos muy punteros, pero el botijo, el chupachups, la fregona, la foto con papa no corras… son
    aportaciones que mejoran la vida de todo el mundo.

    Que somos un pais cainita, envidioso, un poco “cabron” por decirlo mas claro, pues si, y que. somos asi. Tampoco hicimos las cosas tan mal (Sudamerica es un lujo por ejemplo, compara lo que hicieron los ingleses en el Norte, exterminio y repoblación, o las heroicas actuaciones de los gabachos en sitios como Argelia, o como han actuado en los últimos 50 años con respecto a España). Aqui se vive bien, y en pocos sitios del mundo he podido disfrutar de la calle, de las gentes y de los sitios como aqui, (sal por cualquier ciudad Europea a las 8 de la tarde a tomar un vinito…, o con quien coño juego un mus en Turquia, o donde…), tal vez Amsterdam, pero al final, todos los que se jubilan en Europa se quieren venir a vivir a algun lugar con buen clima de este triste pais. O un hospital que les atienda bien, quien sabe…

  • Pablo dice:

    No he leído este último, pero sí Cabo Trafalgar, el otro libro histórico (en el sentido más literal del término) de Pérez Reverte, y en él se trasluce el mismo heroísmo de los hombres que participaron en la cruenta batalla y el desprecio más absoluto por las guerras y por quienes las provocan. Odio justificado en alguien que fue nada menos que reportero en conflictos bélicos.
    Saludos

  • ilrahtala dice:

    A mí, Pérez Reverte, no me vuelve loco, aunque reconozco que escribe muy bien y luego me cae como mil patadas en las zonas más dolorosas. Porque muchas veces, me da la sensación de que confunde ser culto con poseer la verdad absoluta. Yo opino que el conocimiento no da la verdad.

    Por otro lado, con todas sus cosas, a mí me gusta en país en el que vivo. Ese ruido del que tanto nos quejamos a mi me ha sabido a gloria después de pasar unos meses fuera. No cambio España por Francia. Pero eso no quita que debamos mejorar muchas cosas y cambiar otras, claro está. Así que nacionalismos inflamados o complejos de inferioridad aparte, a mí me gusta el lugar en el que me ha tocado vivir.

  • Lansky dice:

    Reconozco la eficacia de Reverte. Sin embargo, desde el punto de vista de la literatura no tiene mucho sentido lo que hace: ya lo hicieron antes que él y mejor, Galdos o Dumas. Quiero decir que es un autor tan entretenido como prescindible

  • Armin Tanzarian dice:

    Respecto a la historia-ficción, un pequeño comentario:

    Tras la derrota de Napoleón, Inglaterra, Austria y Rusia JAMAS habrían permitido la unión España-Francia, aunque nosotros hubiésemos querido. Ya tragaron con un rey borbón, a cambio de que España renunciara a los Países Bajos e Italia (no hablemos de Gibraltar). Sencillamente, no era una opción.

    Recordemos el Congreso de Viena.

  • Mika dice:

    Buenos artículos, muy buenos…
    Es una pena que esta web ya no sea de lectura diaria (ni semanal si quiera), pocos artículos y muy dispersos en el tiempo. Es normal que los deberes y obligaciones (totalmente justificados) hagan que esta santuario (para mi por lo menos) esté en decadencia (y no de ingenio precisamente). Nos mal acostumbraste a artículos muy buenos y muy seguidos y ahora los añoramos y los echamos en falta. Espero y deseo que estas Navidades te den un respiro y que el año que entra te regale un poquito más de tiempo para satisfacer las ilusiones de tus seguidores.

  • kai dice:

    Lo mejor del libro, el cuadro de la portada.

  • Mike dice:

    Please que vuelva esta fuente de curiosidad in-útil!!!

    Lo echamos de menos!!

  • J.O dice:

    Lastima que el blog ya no se actualice, aunque le pasara a todos los blogs, antes o despues acaban por desaparecer(como el de …hmmm…) También puede ser que no puedan actualizar o otros motivos pero supongo que aqui se acaba. Fue bonito mientras duró.

  • Ale dice:

    Pues nada, ¡desearles a todos Feliz Año Nuevo!
    … y ojalá el año nuevo nos traiga un colaborador CPI, ¡para poder leer esta página más a menudo!
    Por cierto, ¿qué ha pasado con Patxi? (a lo mejor metí la con el nombre), porque la verdad que sus ‘yankiadas’ ¡me gustaban!, y desde hace mucho tiempo no le veo por aquí, quizá se despidió y no lo leí.
    Hasta pronto.

    sII

  • José María dice:

    Hombre, como plagio (y malo) de Pérez Galdós puede servir para que la gente empiece a leer algo de historia. Por favor, seamos serios, lean los Episodios Nacionales.

  • Paco dice:

    En cuanto al primer comentario, el de Luis: no veo necesidad de hacer política-ficción, ni hipotetizar mucho. A Argelia, por poner un caso, le ha pasado lo que propone Luis (que Francia la conquistó y se quedó en ella), lo mismo que a Senegal, o a Marruecos, o a muchos otros sitios. Es más sencillo analizar los resultados en la realidad, ¿no?

  • A mi, en general, Pérez Reverte me aburre sobremanera. He sido incapaz de acabar ninguno de sus libros,(salvo Territorio Comanche y este)aunque tambien es verdad que yo no soy lector de novelas.
    Pero de este me quedo con una imágen: Moratín escondido en su casa, acojonado por lo que puede vocear una cabrera en la plaza. Así se trata en España a la intelectualidad. Lo del 2 de Mayo fué una rebelión contra la modernidad y la cultura que traian los franceses: se insultaba llamandoles afrancesados a gente de la talla de Goya. Pero ¿que se puede esperar de una país que celebra su primera constitución al grito de “Vivan las cadenas”?

  • daniela anton gonzalez dice:

    Me hiere en el alma lo que ha escrito el pensador borroso, esos afrancesados de los que habla como goya y moratin, sobre todo moratin en en sus ultimas horas sintio autentica verguenza de el que va agusto en el burro,y se lava las manos como pilatos, cuando un pueblo se ha levantado contra opresores desalmadosque no estaban aqui, nada mas que por su propio interes… nada de modernizarnos ni ayudarnos,….hacernos esclavos y ni tan siquier la clase alta , el rey , militares ni altas jerarquias eclesiasticas movieron un dedo por sus iguales, que murieron como perros encadenados frente a un peloton.Y seguimos igual que cada perro se lama…siempre intereres y ala sombra del mejor arbol ese es nuestro pais le pese a quien le pese y cuando alguna persona es capaz de sacarnos los colores con su verguenza torera,lo ponems a parir

  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *